Sin lugar a dudas, el primer festival de la temporada 2018 seguramente emocionó a Ruth Lorenzo, que ya cantó aquello de Dancing in the Rain

Llegábamos muchos al festival con la mosca detrás de la oreja. No era demasiado alentador un cartel con algunos nombres “de siempre” y sin nombres extranjeros (¿quizá una de las condiciones del principal patrocinador?) o innovadores pero siempre es agradable volver por Sevilla y disfrutar de todo lo que tiene para ofrecernos, hasta cerveza (en bares en los que tienes alguna del grupo Mahou-San Miguel :P).

En resumidas cuentas, mi sensación es que el sábado pese a la brutal tromba de agua ganó por goleada. El viernes partía para mí con dos nombres muy por encima de los demás: Niños Mutantes y La Casa Azul.

Si bien los primeros cumplieron como de costumbre y presentaron lo último y temas destacados de antaño, lo de La Casa Azul me pareció exagerado. Fue una muestra de una entrega absoluta y cómo no, 80 minutos de genuino amor a la música y a la vida en general desde la mirada de un tipo raro y melancólico. Sonaron bastantes temas nuevos… ¿Cuándo sacará el esperado nuevo disco “La Gran Esfera”? Se nos va a quedar una barba que ni Valle-Inclán.

Completaron el día… Villanueva: que lo hizo lo mejor que pudo abriendo un escenario de nombre no demasiado alentador a unas “madrugadoras” 18:15. Carlos Sadness repitiendo en el Interestelar. Elefantes iniciando (creo) gira de festivales. Sidecars muy solventes (no recuerdo si tocaron “La Tormenta”). Y Rufus, que no pude verlos mucho porque me fui a primera fila de La Casa Azul…

El sábado como ya dije fue mucho más potente que el viernes. Antes de todo: ¿por qué extraña razón se programa un concierto de un histórico como Josele Santiago a las 15:45? Por mucho que se intentara apurar y madrugar… imposible llegar en condiciones al recinto a esa hora.

Al igual que en 2017, El Meister Javier Vielba era quien nos recibía en nuestra jornada de sábado. Nuevamente una genial hora de música y anécdotas. Menos calor que el año pasado, eso sí… quedó una sentencia para el recuerdo: “Nuestra prioridad número 1 es un nuevo disco de Arizona Baby”. Ya nos dirá el tiempo si es cierto o no…

Justo después del Meister venía el “pupilo” Ángel Stanich. Con la bandera de Antigua y Barbuda en el escenario contagió a los más reticentes y pese a la lluvia (y aquí es donde se emocionaría Ruth Lorenzo) bailamos Metralleta Joe y cantamos eso de que tu amor no arde, solo escupe fuego… Auténticos hits de este cantautor lisérgico que promete darnos tardes/noches míticas en los próximos tiempos. Que Dior lo guarde muchos años.

A destacar tras una pausa para recomponerse y dejar atrás la ropa llena de barro: la presencia increíble de Miren Iza, lideresa total de Tulsa.

tulsa-interestelar-2018

Miren, ¡¡te queremos!!

Después vendría el directazo (las cosas como son, muy buena puesta en escena de luces y proyecciones) de Lori Meyers, pese a que siempre tiran de la mitad “menos buena” (para mí) de su repertorio y no hacen concesiones apenas a los fans de toda la vida. ¿Dónde quedó esa “Mujer Esponja”? ¿Y ese “Ham’a’cuckoo”? Me sentí privilegiado el verano pasado en el Sonorama al cantarla y que nadie entre los millenials que nos rodeaban (que luego berrearían “Emborracharme”) la conociera…

El festival se cerró por mi parte con el concierto del Imperio del Perro, que jugaban en casa y tenían a toda la jauría en primerísimas filas 🙂 y luego con Los Bengala, que nos ofrecieron unos 45 minutos de ritmo frenético, rugidos y arañazos. Qué vozarrón el de Borja, joer… Por supuesto, me llevé el primer vinilo firmado. Y si los vuelvo a ver, me tendrán que firmar el segundo (y la portada la quiero en blanco y negro para colorearla XDDDDDD)

A la organización: las barras cumplieron. La oferta gastronómica no la puedo valorar (salvo el puesto de wok y demás movidas… cada vez más caro) pero siempre parece que hay pocas mesas. Y todo lo demás, como tiene que ser. La mejor organización es la que no molesta y la que no se echa en falta.

Para la próxima edición habrá que ver qué nos pueden ofrecer que no hayamos probado (que no caiga en saco roto esta referencia planetaria…) antes de comprar el abono. ¡Y que no nos llueva demasiado!

Anuncios

“Benditos” bares

9 abril 2018

Esto es real. Llevo mucho tiempo ya sabiendo de ti y te lo tenía que escribir.

Vengo todos los días de trabajar y te veo siempre en el mismo sitio, en el barril que tienen en la puerta. Sujetas un botellín de Mahou Cinco Estrellas en tu mano derecha y en la izquierda el móvil. Siempre hablando. Siempre. A veces fumas. Alguna vez te he visto sin el móvil y hablando con quien sea pero el botellín es una extensión de tu brazo.

Un día al salir de trabajar fui al cine (solo, no pasa nada por ir al cine solo) en la calle Princesa y al regresar a casa tú todavía seguías allí.

El bar no es un bar propiamente dicho, es una cafetería-panadería. El pan se acaba, la gente se va y tú todavía estás ahí.

Me pregunto qué haces para sobrevivir. Llevas traje y no paras de hablar por el móvil. Eso es porque eres autónomo. O quizá tienes un trabajo de 8 a 17 y estás tan hasta las narices de todo que necesitas un respiro. El caso es que me preocupa verte allí siempre.

Ya sé que el negocio no es tuyo porque se lo he preguntado a la chica que está por las mañanas. Te conoce todo el mundo, eres como Norm de Cheers pero para mal.

¿Qué será de tu vida fuera de allí? No sé si será por empatía o por cariño por verte ahí todos los días me preocupo por ti y estoy seguro que huyes de algo. No sé si de tu mujer e hijos o de las cuatro paredes de tu casa solitaria o del trap. Un día de estos te vas a arrepentir de todo lo que te está pasando y ya será demasiado tarde.

No more Miguelitos?

8 abril 2018

La neomegalomanía de nosotros los españoles y el “yo la tengo más grande que tú” nos ha hecho mucha pupa en los duros años de la crisis. Este fin de semana he ido en AVE a la excelente ciudad de Albacete y por tanto he tenido la oportunidad de visitar por fin la megaestación Vialia Albacete Los Llanos y os voy a dejar mi impresión sobre este modelo de estación de nuestro Administrador de Infraestructuras Ferroviarias.

La estación de Albacete está bastante cerca del centro pero no está precisamente en una vía principal de circulación. Además la ciudad ya goza de bastantes zonas comerciales muy cómodas y muy bien comunicadas. ¿En qué momento alguien decidió que era una gran oportunidad crear un nuevo centro comercial para la ciudad? Supuestamente todos los cálculos se harían antes de la desaceleración. El resultado por desgracia es una magnífica estructura pensada para convertirse en un nuevo área de referencia convertida en una caja llena de locales vacíos, con un cine, un puesto de revistas y prensa, una cafetería carísima, un gimnasio, una hamburguesería (la de los dos arcos amarillos), un Mercadona, una tienda de juguetes con menos futuro que el Toys’R’Us…

miguelitos

Say hello to my little friends!

Y se me olvida lo más importante: una confitería preciosa en liquidación por cierre que es el único local en el que puedes llevarte los famosísimos Miguelitos de La Roda.

Ahora voy a hablar de la dichosa manera en la que está ordenada la estación. Hay una entrada con un control de seguridad a una zona de espera que podríamos denominar “tierra de nadie”. ¿Por qué la llamo así? Porque si no tienes billete puedes estar ahí si quieres para ver cómo llegan o cómo se van tus familiares a través del cristal, pero no vas a poder hacer nada más…

Más adelante hacia la izquierda hay un control de acceso válido para todas las vías en las que te miran el billete y te dejan pasar… y ahí puedes volver a sentarte a esperar, si puedes. El siguiente paso sería salir a la calle con el frescor o el calor y seguramente bajar unas escaleras mecánicas o un ascensor porque muy probablemente no vayas a coger justo el tren que saldrá por la vía 1.

Bajas y te encuentras otra especie de vestíbulo, totalmente del estilo de las nuevas estaciones de ADIF, con sus pantallas de plasma gestionadas por un sistema en Windows que muy probablemente no funcionará… Y luego irás a tu andén nuevamente a pasar frío o calor. Afortunadamente tendrás otras pequeñas salas de espera climatizadas hasta que llegue tu tren. ¿Cuánto se gasta de más en aire acondicionado o calefacción por una distribución así?

¿Por qué se hizo una obra como esta? ¿Por qué no se contó antes del proyecto ya con una cartera de tiendas que rellenaran los espacios? Una obra así tendría y tiene sentido en una estación ya en el centro de la ciudad como por ejemplo la de Málaga pero aquí está claro que ha fallado. ¿No habría sido más cómodo una estación más pequeña con su área comercial acorde con las necesidades y una zona de espera más razonable? Está visto que a todos nuestros políticos les encantan las fotos y las inauguraciones de infraestructuras del copetín.

Ya veremos qué sucede con el tiempo y si en un futuro próximo sigue siendo posible comprar Miguelitos en la estación de tren de Albacete.

Como ya sabéis, vivo y trabajo en las afueras de Madrid. Siempre que quiero bajar a Córdoba a ver a mi familia y amigos pues tengo opciones para viajar si no quiero usar mi coche. No me puedo quejar en absoluto.

Por comodidad y rapidez si la estancia no pasa del fin de semana creo que la mejor opción es el tren: en mi caso particular si salgo de trabajar a las 17 en tres horas estoy en la puerta de mi casa.

Algún humanista dijo que el transporte público es una colección fabulosa de cretinos y sinvergüenzas… y creo que el verdadero pulso a la sociedad se hace en las circunstancias más extremas a las que se puede someter un españolito medio: el coche silencio del AVE.

El AVE Madrid-Sevilla cumplió el año pasado 25 años y desde hace algo más de tres se oferta uno de los vagones como un supuesto remanso de tranquilidad con luz tenue en el que están prohibidos los placeres más queridos por nosotros según algunos periodistas de diarios ingleses muy reputados: comer, hablar y en definitiva hacer ruido.

16075640246_ce70212995_o.jpg

Bla Bla Car con Kylie Minogue. Piensa en ello.

El viernes 23 tuve el orgullo y la satisfacción de compartir sala de conciertos con un 80% de público de las islas británicas para ver al hermano menor (en todos los aspectos) de los Gallagher, Liam. El comportamiento, el alcohol barato y la situación de la sala una vez terminado el espectáculo decían mucho del desbarre de los asistentes. Ni en Belfast, la meca de los Troubles, vi algo parecido. “Luego dicen de los españoles” era lo mínimo que se dijo aquella noche.

¿Qué haría un average british en un coche en silencio del AVE? Pues si va solo, lo más normal es que se quede callado. O incluso si va en grupo. No han sido dotados de nuestra mayor arma de destrucción masiva: la capacidad de hablar hasta debajo de las piedras.

Pero pasemos de las elucubraciones a las experiencias personales, a los hechos. Este pasado viernes 2 llegaba yo con un poco de sueño y muy pocas ganas de jaleo a la vía 8 de la estación Madrid-Puerta de Atocha. Coche 8 y asiento 06A. Mesa. Uyuyuyuy… ya verás… me lo temía cuando seleccionaba intencionadamente este asiento en su momento. Coche en silencio es siesta cuasi garantizada, o al menos así lo ha sido en algunas ocasiones. Y si no, habrá Wi-Fi.

No llegué demasiado pronto porque intento siempre apurar un poco en la sala club… al fin y al cabo pago por lo que allí ofrecen (no es que sea gratis… pero ya que me lo ofrecen tendré que pillar algo) y llegado a mi sitio veo que mis compañeros de andanza son una mujer de aproximadamente 43-44 años y sus padres. Y su esposo en otro asiento en la fila de al lado.

Lo que ocurrió después es historia escrita ya en mi cuenta de Twitter 😀 Tengo que decir que pese al comportamiento fuera de todo lugar en el coche en silencio los protagonistas fueron muy amables y se despidieron de mí con mucho cariño en plan “la que ha tenido que soportar el pobre”. Pero me dejaron sin siesta.

La vuelta el domingo fue harina de otro costal… la gente está reventada del fin de semana y teniendo el lunes tan cerca como que da pereza hasta hablar. Me quitaron mi sitio de la ventana pero eso ya queda para otro relato…

Y de regalo una maravilla de disco de versiones del “Let Go” de Nada Surf, que cumplió quince años el mes pasado. ¿Te acuerdas de la canción que sonaba cuando Robin y Ted de HIMYM se quedaban juntos después de Halloween? Pues aquí la canta Jorge Martí de La Habitación Roja:

¿Os creíais que os librabais este año? Pues no. Según una exhaustiva hoja de cálculo en este pasado 2017 he ido a 106 conciertos completos, incluyendo festivales. Desde Viva Belgrado (¡Córdoba!) en enero a Los Punsetes en diciembre. Un año sin conciertos en el extranjero (aunque se intentaron) y con seis festivales en Andalucía, Extremadura, Madrid y Castilla y León (Interestelar, Mad Cool, Contempopránea, Sonorama, Dcode y Granada Sound).

Aquí vienen los QUINCE mejores a mi juicio:

15.- QUIQUE GONZÁLEZ Y LOS DETECTIVES (Córdoba, 2 de septiembre)

Álvaro Jurado y la gente del Hangar en Córdoba intentaron en muchas ocasiones traer al gran Quique González a la ciudad. La última vez que nos visitó fue en la gira “Carta Blanca” en la que el público y solo el público decidía ¡el setlist! Con una reforma interesante de la gala y un equipo de músicos impresionante (junto a Nina de Morgan) presentó su álbum de 2016 “Me mata si me necesitas”, que ya se vio en festivales como Sonorama o Mad Cool pero agrada muchísimo más en una sala de tamaño pequeño-mediano como el Hangar.

14.- AMARAL (Aranda de Duero, 10 de agosto)

La gira Nocturnal venía con un escenario excelente y unos nuevos arreglos muy conseguidos, gracias a los cuales los temas antiguos cobraban una nueva vida (personalmente me quedaría con los de “Estrella de Mar”). De la solvencia de Eva en el directo y su vozarrón casi que ni hace falta hablar porque no es noticia, siempre ha sido y será impresionante. Los indies renegarán de Amaral pero han hecho grandes cosas y además se despedían con “All tomorrow’s parties” de Nico y The Velvet Underground… :).

13.- BELLE AND SEBASTIAN (Madrid, 6 de julio)

En lo que a mí respecta, se hicieron mucho de rogar… después de un par de cancelaciones e infortunios ¡por fin conseguí verlos! Mereció mucho la pena escaparse del concierto de Foo Fighters para disfrutar de una selección de bastantes temas de todas las épocas de los de Glasgow. Simpatía, buen rollo y el toque melancólico y precioso de sus canciones, alusiones al corte de la línea 5 de metro (estuvieron de cañas por La Latina xD)… para repetir una y mil veces más.

12.- MANIC STREET PREACHERS (Madrid, 8 de julio)

Otra banda creadora de auténticos himnos de toda una generación. Recuerdo que se me estropeó un CD de This is my truth tell me yours en el instituto y fue un drama xD. En esta ocasión afortunadamente venían sin presentar ningún disco y en estas ocasiones ¿qué se hace? Pues si no eres tonto, ¡recordar lo mejor de tu carrera! Afortunadamente los galeses no tienen un pelo de tontos y se sacaron un setlist formidable con clasicazos como “Motorcycle emptiness”, “A design for life”, “Australia”, “Tsunami”, “Ocean Spray” (dedicada a su madre) y CÓMO NO “If you tolerate this your children will be next” (eslogan de carteles de la II República en la Guerra Civil). Un gustazo disfrutar de ellos mucho más que algunos guiris de veinte que no los conocían “demasiado” (bueno, al menos seguro que eran fans de sus paisanos de Catfish and the Bottlemen :))

11.- SECOND (Madrid, 19 de julio)

En esta ocasión los murcianos vinieron a la Joy Eslava en dos noches presentando el que iba a ser el último concierto en Madrid probablemente en un año. ¿Se toman un descanso o qué? Al no presentar disco, tuvieron mucho más tiempo de cantar canciones de trabajos muy muy anteriores… ¡en inglés! que algunos de los fans más jóvenes que andaban por ahí ni se acordaban. Sean Frutos y sus coleguis estuvieron acompañados por familia y gente de Murcia en el pico la esquina. Aunque no ha sido el concierto que más me ha gustado de ellos me encantó ver que no olvidan lo mejor de sus primeros discos y que no pierden el tirón que hace que algunos de los grupos que están pegando más fuerte aún que ellos ya quisieran tener… El día que el grupo que encabeza de momento el cartel del Sonorama saque un tema como “Nueva sensación” me contáis… Y al “Rincón Exquisito” ni de lejos se acercarán.

10.- ROYAL BLOOD (Madrid, 29 de octubre)

Jamás de los jamases sonó tan bien una combinación tan simple como una batería y un bajo. Cuatro cuerdas, muchos bombos y más pedales … lo mejor para un sonido directo y rompedor… con un toque sucio y garajero pero que no machaca al oído y cómo no, te hace darlo todo. Con dos coristas que hicieron acto de presencia en alguna de las canciones de su nuevo disco, Mike Kerr cantó genial y no se despistó un segundo con todo lo que tenía que controlar… Otro concierto esperado que no defraudó.

9.- VIVA SUECIA (Granada, 23 de septiembre)

Uno de los grupos que más ha llamado la atención en los últimos meses en este país. Han llamado la atención y se han quejado mucho también de que siempre les asignaban los primeros huecos del horario en los festivales. Después de un primer disco producido por Paco Neuman y sobre todo de un segundo disco grabado en La Mina con Raúl Pérez y producido por nada más y nada menos que Carlos Hernández, estaba claro que iban a triunfar. Canciones como “Permiso o perdón”, “A dónde ir”, “Hemos ganado tiempo” y sobre todo “Bien por ti” suenan atronadoras y el público hasta lleva sus banderas de Suecia… esperemos que mantengan el nivel, dentro de unos años veremos :).

8.- ENRIC MONTEFUSCO (Aranda de Duero, 10 de agosto)

20686737_463477574019066_3840447137745731584_n[1]

Un lujazo de directo nos ofreció don Enric

Después de tantos años de carrera (fructífera y diversa) con Standstill se esperaba muchísimo de Enric Montefusco en solitario. En el escenario más pequeño del Sonorama tuve la oportunidad de verlo, donde cantó canciones de su disco “Meridiana” y un par de Standstill. Se acabó demasiado pronto su tiempo pero nos repitió un par más en falso acústico bajándose del escenario junto al público. Excelente. Gracias por las clases de flauta… gracias por las pelis de acribillar… y por los afluentes del Duero, ¡que te trajo a Aranda!

7.- RYAN ADAMS (Madrid, 7 de julio)

Ryan es un mito indiscutible. Presentaba un gran disco, “Prisoner”, compuesto después de un tortuoso divorcio y sin haberlo visto apenas por nuestro país ni de vacaciones por Marbella vamos… Verlo fue una tremenda fortuna y que cantara temazos como “Come pick me up”, “When the stars go blue”, “To be young is to be sad” más si cabe. Tenía pensado volver a verlo en septiembre en Dublín pero la cosa se torció 😦 Seguro que en teatro la cosa habría sido mucho más mágica.

6.- LA CASA AZUL (Alburquerque, 21 de julio)

La primera vez que los vi creo que pensaba que los 5 “componentes” de La Casa Azul existían de verdad. Guille Milkyway es un auténtico genio, un erudito de la música y está empeñado en transmitirnos lo que más nos gusta y se nota. Qué pena que en 2017 no haya salido el nuevo disco de La Casa Azul (suponemos que estará muy ocupado con sus menesteres en la academia de Operación Triunfo) pero de momento nos quedamos con un bombazo como “Podría ser peor” para este 2018. Este concierto fue en un festival dedicado a Los Planetas y por supuesto nos regaló unas versiones del primer EP de Los Planetas. En 2018 seguirá de gira, no te pierdas lo que seguramente será una hora y pico excepcional…

5.- CORIZONAS (Sevilla, 20 de mayo)

Sevilla en mayo a las cinco de la tarde. Suena taurino pero lo que empieza a sonar en el festival Interestelar es la sintonía de “El Hombre y la Tierra”, el programa de Félix Rodríguez de la Fuente. Quienes salen al escenario son los Corizonas, una unión de fuerzas entre Los Coronas y Arizona Baby. Al principio 20-30 valientes se ponen en las primeras filas (entre ellos mis amigos y yo) pero la personalidad magnética de El Meister y Cía. hace que en cuestión de minutos la gente que estaba en la sombra disfrutando una Cruzcampo (NO) se acercara para darlo todo. Gente de Valladolid y Madrid dando lecciones de calor a los del sur. Impresionante y merecedor de un hueco un poco más tardío… aunque El Meister se está acostumbrando a actuar pronto porque la gente no compra sus discos y tiene que cenar chopped todas las noches (qué genio).

4.- TEENAGE FANCLUB (Madrid, 21 de febrero)

Otro grupo que quería borrar ya de mi lista de pendientes. Demasiados años después de Shadows, Teenage Fanclub volvió a sacar un excelente disco. Fiel al mandato democrático del grupo, todos los miembros compositores del grupo acababa teniendo el mismo número de canciones en el álbum… y en el directo ¡no podía ser de otra manera! Un grupo de clásicos se esforzó en dar lo mejor de sí mismos y no se notaba nada que hace años que abandonaron la juventud. “Sparky’s Dream”, “Everything flows”, “Your love is the place where I come from” (por supuesto con su mini xilófono) y “The Concept” fueron las mejores para mí.

3.- LUIS BREA Y EL MIEDO (Madrid, 17 de noviembre)

Luis, Nacho, Lázaro y Jorge ya se han ganado un sitio de preferencia entre los grupos más respetables del panorama independiente de este país. La primera vez que vi el nuevo álbum en directo comprobé que Usted se encuentra aquí funciona tremendamente bien (qué pena que no fuera todo técnicamente bien en Córdoba 😥) y si lo acompañas con los temas -ya himnos algunos para nosotros, los fans- de los discos anteriores pues tienes un directo imperdible. La primera vez que las vaquillas resabiadas (como me dijo Jorge Martí Climent el año pasado) aparecieron en una plaza de primera categoría como la Joy Eslava dieron la sensación de ser unos auténticos vitorinos. Seguid así ¡por favor! Y cantad alguna vez “Yo soy tu padre”. No os cuesta nada ser amables… 😉

2.- INTERPOL (Madrid, 9 de septiembre)

Interpol vino a Madrid y por fin los pude ver. Lo hicieron con motivo del decimoquinto aniversario de su fabuloso primer disco “Turn on the bright lights”. La ambientación del escenario no pudo ser mejor (era LA PORTADA del disco) y creo que estuvo muy por encima de todo lo demás que vi en aquél Dcode (me perdí a Exquirla… no tengo perdón). Tocaron el primer disco en su orden de principio a fin y tres temas más de Antics, con un Paul Banks muy agradecido y hablándonos en un perfecto español, que ya sabemos que lo habla a la perfección. Espero que la próxima vez que vuelvan (en principio estrenan disco este año) no se dejen atrás ninguno de los temazos de su primer disco… o por lo menos que empiecen con Untitled, que es MÁGICA.

1.- LOS PLANETAS (Madrid, 7 de diciembre)

Mi grupo español preferido sacó POR FIN disco nuevo este año pasado. Tuve la ocasión de verlo CINCO veces y me quedo con la última, en el Palacio de Deportes (se cumplió por fin la profecía de Eric Jiménez cuando le dijo a J: “haz lo que te salga la p…, ya triunfarás… nos vemos en el Palacio de Deportes”). El vídeo no tiene pérdida…

Todas las cinco veces tuvieron algo especial: en Sevilla la primera vez que vi “Islamabad” en directo (temazo tremendo). En Alburquerque J hizo gala de su humor negro dijo eso de “Los Planetas en vivo, tan vivos como Miguel Blesa”. En Aranda de Duero fueron la tarta de cumpleaños del Sonorama pero no tocaron “Cumpleaños Total”. Al menos descubrimos la extraña habilidad de Checopolaco de hacer coros mientras fumaba. Y en Granada porque era su tierra, ¿no? El directo de Los Planetas este año nos ha dejado claro que les da exactamente igual lo que diga la gente de ellos, se creen los mejores (¡y lo son!) y harán lo que quieran. No pararán de decir que solo hacen flamenco últimamente y ahuyentan al respetable empezando con “Los Poetas”… A mí me seguirán encantando. Afortunadamente para los más puristas y para los que les dan sarpullido los últimos discos de los granaínos todos los conciertos incluían algún tema de los primeros discos o alguno de los olvidados… en Madrid sonaron “Prueba esto”, “Nuevas sensaciones” y para terminar “La caja del diablo”.

2018 promete. En lo que a mí respecta quizá no habrá tantos festivales como en 2017 por algunos compromisos pero merecerá la pena… Además se cumplen 20 años de “Una semana en el motor de un autobús”. Si no queríamos caldo de Los Planetas, pues dos tazas 🙂

Os dejo una microlista con una canción por cada artista de los que salen aquí, a modo de introducción…

Es una pregunta que me hago a veces. En ocasiones un blog puede servir como desahogo por cosas buenas o malas que te pasan pero en los últimos tiempos no me pide el cuerpo escribir un poco para eso. Yo creo que lo que me pasa es que después de 8 horas tecleando y toqueteando el ordenador sin descanso en mi jornada laboral lo que menos me apetece es ponerme con otro ordenador en mi casa. ¿Me hago mayor?

Entendedme, se está muy bien en el sofá, arreglando la casa, escuchando música, comprando, paseando fuera, en el cine… Hoy que estoy de vacaciones y de vuelta en mi tierra pues no me importa coger el ordenador un rato, actualizar el blogroll con la novedad de El Mundo de Matilde de Adela Palacios y la baja de Juanlu, que olvidó renovar su cotizado dominio :(.

A todo esto, queridos frikazos… todavía no he visto la última de Star Wars pero me parece a mí que veré antes la nueva de Woody Allen, con Kate Winslet y Justiniano Lago de Madera. Lo chungo es que por aquí por Córdoba no sé si la podré ver en versión original… la última que vi sin doblar aquí precisamente fue “Magic in the moonlight”. ¡Menudo genio el de las gafas! Si es que en 1977 fue muchísimo mejor Annie Hall… Pegadme, ¡me lo merezco! :p

Y bueno, también estoy “trabajando” ya en la lista de los mejores directos que he visto el año pasado… Ha habido tantos y tan memorables que no sé si serán 10, 11, 15 o 20.

Nos vemos pronto, espero que antes de que acabe el año 🙂

wonderwheel[1]

A ver si después de ver la película me van a entrar ganas de ir a Coney Island…

2016 y sus directos

2 enero 2017

¡Hola!

Imagino que a estas alturas ya habréis echado de menos mi TOP 10 de los mejores conciertos a los que he asistido en este 2016 que concluyó ayer. En lo personal ha sido un año muy movido, con el cambio de trabajo y residencia que ya sabéis de sobra y que concluye con un balance más que positivo.

Este cambio de residencia a Las Rozas (Madrid) se traduce básicamente en la posibilidad de acceder casi diariamente a una agenda de conciertos en la Capital con la que obviamente la oferta cultural que podía disfrutar en mi querida Córdoba se queda en un nivel casi de 3ª división (lamentablemente). ¡¡Y hasta he ido a conciertos fuera de España!! Qué cosas.

En fin, vamos al lío. Se quedan fuera de este listado de doce conciertos (he estirado los diez un poco, perdonadme :-D) gente tan relevante como La Vela Puerca (mítico grupo uruguayo del cual mi buen amigo FranPe ya me había hablado en más de una ocasión) Kula Shaker (grupo místico-rockero que escuchaba bastante cuando era mucho más joven que hoy), Silver Apples (pionero de la música electrónica con casi 80 años), Eagulls (post-punk liderado por un personaje muy cercano a algo entre Brett Anderson y Tilda Swinton), Sidonie (en horas bajas en lo creativo pero muy muy solventes en el directo), Mist (Rick Treffers en directo sabe tocar la fibra), King Cayman (¡¡la one-man-band definitiva!! EXTREMADAMENTE RECOMENDABLE) y Tachenko (en dos maravillosas ocasiones y un directo en la piscina del Contempopránea) pero es que esto más que un resumen sería una glosa de mi año de conciertos y creo que no os interesaría lo más mínimo.

Se me escapó anoche del ránking y las menciones el espectacular concierto cuádruple de mis paisanos Viva Belgrado, Jardin de la Croix, Alcest y sobre todo TOUNDRA, con orquesta. Se quedaría como 12 bis 😛

12.- AIRBAG (Madrid, 19/11)

En el último concierto de su gira Gotham te necesita y con bastante más tiempo y menos exigencias que en los festivales en los que han participado, los esteponeros se gustaron como nunca y animaron al público que de una manera sana pero también algo bruta removieron el suelo del Ocho y Medio :D. Cabe destacar que realizaron una impecable versión de Jesús de Los Planetas, que si buscáis en Youtube, fascinó a un humilde servidor.

11.- THE CURE (Madrid, 20/11)

Los mitiquísimos The Cure llenaron el Palacio de Deportes de la Comunidad de Madrid y defendieron su imponente bagaje musical durante un memorable concierto de tres horas de duración. Las dudas ante unas entradas algo caras para la vigencia del grupo y la supuesta baja forma del líder de la banda Robert Smith quedaron fulminadas ante trallazos perfectamente ejecutados como Wrong Number, Lullaby o Friday I’m in love.

10.- CATFISH AND THE BOTTLEMEN (Belfast, Irlanda del Norte – 23/08)

Con perplejidad y un tremendo sabor de boca nos quedamos mi amigo Javi Columbia y un servidor de ustedes cuando un puñado de renacuajos de Gales saltaron al escenario con un desparpajo muy propio de su edad pero con un aplomo y savoir faire en la actuación que bien podían ser de unos artistas mucho más experimentados. Estos británicos con sus grupos de youngsters casi nunca decepcionan… reventaron el festival Belsonic con su temazo 7 coreado a lo bestia por una audiencia también muy muy joven (¡nos sentíamos unos abuelos cebolleta!).

9.- TRIÁNGULO DE AMOR BIZARRO (Madrid – 21/05)

Para muchos (me incluyo) Salve Discordia es uno de los discos de 2016. En casos así entiendo que la presentación en directo es un pequeño gran desafío, sobre todo si se quiere dejar el pabellón más alto que como lo has dejado con tu álbum. En anteriores conciertos de Triángulo “disfruté” de una tormenta de ruido bastante imponente a cargo del genial productor Carlos Hernández en rol de técnico de sonido. En el caso de un concierto en Málaga en julio de 2014 entiendo que podía deberse un poco a la amplitud del recinto o a otros factores… pero no me llenó del todo. En sala (septiembre de 2015, Córdoba) los vi enérgicos pero solo correctos. En el festival Tomavistas sí lo dieron todo y se ganaron mi confianza… afortunadamente renovada en agosto en el Sonorama Ribera =).

8.- BELAKO (Córdoba – 21/01 | Alburquerque, Badajoz – 30/07)

No sabía con cuál de los dos conciertos quedarme. Aunque ya se escribía y se comentaba mucho de ellos, para mí fueron una de las sorpresas del Sonorama Ribera 2014. En 2016 ya con su nuevo disco Hamen (¡que tuve la suerte de pillar un día antes de su lanzamiento!) han pasado a estar algo más consagrados y a rellenar los carteles de casi todos los festivales de la península. Para mí la fortaleza principal de los Belako es que aunque los miembros cambien de roles y los temas pasen del inglés al euskera y vuelvan al inglés y sigan cambiando… no pierden empaque alguno en directo.

7.- NOEL GALLAGHER’S HIGH FLYING BIRDS (Belfast, Irlanda del Norte – 23/08)

Para mí era uno de los conciertos más esperados y no defraudó en absoluto =). Resulta que tuve una vez en mis manos una entrada para un concierto de Oasis que no se llegó a celebrar jamás por la disolución de la banda en el Rock en Seine de París de 2009… y tenía desde entonces la espinita clavada de no haber visto jamás a uno de los grupos más importantes de mi adolescencia y juventud. Noel, como os digo, estuvo más que a la altura, ofreciendo un setlist una mitad material de NGHFB y la otra mitad material de Oasis en la que destacaron muchas “caras B” de su primer álbum Definitely Maybe.

2016-08-13-20-40-07

Maga regresó con motivo del 15º aniversario de la publicación de su primer álbum.

6.- MAGA (Aranda de Duero, Burgos – 13/08)

A finales de 2014 a algunos se nos encogió un poco el corazón con el anuncio de la separación (ellos dijeron “descanso”) de Maga para la formación de un proyecto tangencial llamado Delacruz que no tuvo mucho éxito… Afortunadamente a principios de 2016 decidieron volver a juntarse para conmemorar el decimoquinto aniversario de la publicación de su primer álbum. Y con promesas de nuevo material a finales de 2016 (¡que todavía no se han cumplido!). Fue maravilloso volverlos a ver con temas también de los dos últimos discos.

5.- LUIS BREA Y EL MIEDO (Aranda de Duero, Burgos – 13/08)

No era muy conocedor de Luis Brea hasta que lo vi una vez en un restaurante de Córdoba (en el que también vi a Miguel Rivera de Maga, cosas que tiene la vida) y me encantó su álbum Hipotenusa y el tema Automáticamente. Hasta que no lo vi en directo con su nuevo álbum Luis Brea y El Miedo no profundicé demasiado y en cuestión de minutos ya era fan declarado. Aquél sábado de enero tuve la ocasión de conocer a Luis y a sus escuderos Lázaro y el GRAN Jorge Martí Climent y por supuesto les dije que contaran con mi presencia en el Sonorama… Aunque los vi en mayo en el Tomavistas no faltamos a nuestra cita ¡allí estuvimos Javi Columbia y yo! Fueron la gran revelación de la jornada del sábado del Sonorama (de la cual os traigo tres conciertos del escenario principal pero menos principal, para que comprobéis cómo estaba el nivel ahí…) y consiguieron levantar a más o menos 5000 personas sin ukeleles ni fuegos artificiales. Cosas grandes le esperan a este buen y honesto creador de canciones sobre historias que te pueden pasar a cualquiera.

4.- ÁLEX COOPER (Aranda de Duero, Burgos – 13/08)

Jamás he visto un concierto mediocre o normalucho de este señor, un auténtico animal de escenario. En su 30º aniversario profesional (en el que lanzó un libro-disco recopilatorio), para variar, se presentó y empezó a tocar temas de Los Flechazos y Cooper hasta que se le acabó el tiempo. Escuchar La Chica de Mel, Viviendo en la Era Pop, No sabes bailar, Hyde Park o Suzette y quedarse quieto para mí es imposible. Que siga muchos años dando lecciones de cómo reventar un escenario con su cabellera silverada.

3.- RIVAL SONS (Madrid – 28/05)

Desde hace ya mucho tiempo mi buen amigo Zurdo me ha hablado de este grupo y un buen día descubrí que formaban parte del line-up del festival Get MAD! así que le comenté que era una muy buena ocasión para que los viera alguna vez en directo. En una sala no demasiado grande como Changó (la discoteca en la que tus padres iban de guateque xD) supieron hacerse con un público que dado el fanatismo se había comprado el abono del festival solo para verlos a ellos. Empezando con la melodía de El Bueno, El Feo y El Malo todo puede pasar y la voz de Jay Buchanan (tomen ustedes buena nota) rindió a un nivel no colosal, diría que mítico. Yo os recomendaría escuchar algún disco de estos californianos en directo, os puedo asegurar que merece la pena verlos.

2.- THE HIVES (Aranda de Duero, Burgos – 12/08)

Un nombre muy grande siempre puede pegar un patinazo, salvo que hables de The Hives. Más allá de presentar los temas de un nuevo álbum, estos suecos van a lo que nos interesa: LOS HITS. El cantante, Pelle Almqvist, supo animar al público hablando en un español muy pero que muy fluido en el que obviamente nos doraba un poco la píldora… pero en lo que nos importaba, defendieron sus temazos de una manera más que solvente, memorable.

1.- 091 (Granada – 17/12)

Una de las grandes alegrías de este 2016 empezó a gestarse cuando J.I. Lapido confirmó en su concierto de Córdoba en noviembre de 2015 que los 091 girarían en 2016 para conmemorar el vigésimo aniversario de su último concierto en lo que se denominaría Maniobra de Resurrección. En este 2016 he tenido la enorme suerte de verlos tres veces. Una fue en julio, en el Festival de la Guitarra de Córdoba, en una noche de viernes más que tórrida pero que resultó emocionante para los fans cordobeses… Otra fue un jueves de Sonorama Ribera en el que se salieron nuevamente del parchís. Pero para mí la mejor de todas sin lugar a dudas fue su Maniobra Final, curioso nombre para un “segundo último concierto”. No pudo ser algo sencillo para alguien tan perfeccionista como Lapido el hilar un concierto de 2 horas y 45 minutos con todo lo mejor de su carrera. No faltó ninguno de los hits de la carrera de los Cero: Nubes con forma de pistola, En la calle, Cementerio de automóviles, Cómo acaban los sueños, Nada es real, El lado oscuro de las cosas y ya para poner la emoción a flor de piel La Torre de la Vela, La Canción del Espantapájaros, La noche que la luna salió tarde y Otros como yo. Se cerró la fiesta como pasaba en otros conciertos de la gira con La vida qué mala es pero todavía hubo lugar a una última sorpresa: terminaron el concierto con el que fue su primer single, la desenfadada y tardía-adolescente Fuego en mi oficina. Esperemos volver a verlos, como se dijo, muy pronto en una nueva reencarnación.

¡¡Espero que en este 2017 que acaba de empezar no os falten los buenos conciertos y la buena compañía!!

30 day music challenge

6 diciembre 2016

Bueno, para mantener las constantes vitales del blog un poco al alza he decidido hacer un reto que ha lanzado la amiga Sonia @Picuetarl en Twitter. Solo que lo suyo tiene mucho más mérito, ella lo va a hacer tres veces: una sin canciones de David Bowie y Bruce Springsteen y dos tandas más en honor a cada uno de ellos. ¡No sé lo que saldrá de mi “experimento”! Lo empiezo ahora en este día festivo 6 de diciembre a las 16:45 de la tarde.

30-day-music-challenge

01. Una canción que te guste con un color en el título: Los Planetas – Ciudad Azul

02. Una canción que te guste con un número en el título: The Smashing Pumpkins – Zero

03. Una canción que te recuerde al verano: Janis Joplin – Summertime

04. Una canción que te recuerde a alguien que deberías haber olvidado: Nacho Vegas & Christina Rosenvinge – Verano Fatal

05. Una canción que debes poner MUY ALTA: Deep Purple – Highway Star

06. Una canción que te hace querer bailar: New Order – Crystal

07. Una canción para conducir: Tom Petty & The Heartbreakers – American Girl

08. Una canción sobre drogas o alcohol: The La’s – There She Goes

09. Una canción que te haga feliz: Belle & Sebastian – Funny Little Frog

10. Una canción que te entristezca: Portishead – Roads

11. Una canción de la que nunca te cansas: Wilco – Impossible Germany

12. Una canción de tu preadolescencia: Dee-Lite – Groove Is In The Heart

13. Una de tus canciones preferidas de los 70: Bobby Womack – Accross 110th Street (1973)

14. Una canción que te encantaría que pusieran en tu boda: Teenage Fanclub – Sparky’s Dream

15. Una versión de una canción por otro artista: Johnny Cash – Hurt (original de Nine Inch Nails)

16. Una de tus canciones clásicas favoritas (entiendo que música clásica): L’amour est un oiseau rebelle, la habanera de Carmen (Georges Bizet)

17. Una canción que cantarías a dúo con alguien en un karaoke: The Jesus and Mary Chain – Sometimes Always

18. Una canción del año en el que naciste (1983): Alaska y Dinarama – Perlas Ensangrentadas

19. Una canción que te hace pensar sobre la vida: Oasis – Stop Crying Your Heart Out

20. Una canción que tiene muchos significados para ti: Standstill – Feliz en tu día

21. Una canción favorita con el nombre de alguien en el título: Bat For Lashes – Laura

22. Una canción que te hace avanzar: Arcade Fire – Ready To Start

23. Una canción que debería escuchar todo el mundo: Mercury Rev – Goddess On A Hiway

24. Una canción de un grupo que te gustaría que siguieran juntos: Mercromina – La Gran Aventura

25. Una canción de un artista que ha fallecido: Leonard Cohen – You Want It Darker

26. Una canción que hace que te enamores: The New Pornographers – Letter From An Occupant

27. Una canción que rompe tu corazón: La Buena Vida – ¿Qué nos va a pasar?

28. Una canción de un artista con una voz que te encanta: Amaral – Estrella De Mar

29. Una canción que te recuerda a tu niñez: Iggy Pop – Real Wild Child (Wild One)

30. Una canción que te recuerda a ti mismo: Massive Attack – Angel

Pues eso es todo. Os la dejo en Spotify, por si os animáis a escuchar alguna canción :). Lamentablemente la canción de La Buena Vida no está disponible en Spotify, así que os tendréis que conformar con la (muy buena) versión de Reina Republicana… ¡Hasta otra!

 

¿Cómo termina algo que no ha empezado? La verdad es que por mucho que vas viviendo y observando, nunca dejas de aprender cosas de ti mismo, de tus fallos hacia los demás y de lo que le pasa a la gente que está tu alrededor. Hasta ahí podíamos decir que es lo normal, que no te puedes quejar de estar vivo y sufrir las consecuencias.

¿”Sufrir”? ¿Es esa la palabra correcta? No creo. Se disfruta en mayor o menor medida salvo que la situación sea tan triste y tan penosa que merezca la pena usarla.

Hace unos años (algo más de cinco) compré un cuaderno negro de tapa dura con gomilla para cerrarlo. De esos que en plena era digital vuelven a estar de moda, para apuntar vivencias y guardar dentro tickets de un restaurante, algún folleto doblado… no sé si es el uso apropiado. El caso es que no lo compré para mí, la idea era regalárselo a alguien especial que decidió no saber más de mí después de un tiempo.

Pues bien, el destino ha querido que después de un tiempo prudencial y varios reveses y varias candidatas lo inaugure yo. Porque ya iba siendo hora de tenerse algo en estima. Y no está nada mal escribir de lo fenomenal que me ha tratado Madrid desde que llegué el 31 de marzo de este año. Que quede bien reflejado para siempre en este blog o en ese cuaderno, al fin y al cabo (si el boli quiere) “escribimos cosas eternas”.

OJO: me he puesto a escribir porque la inspiración me ha venido gracias al temazo “The Black Notebook” de mis queridísimos amigos COLUMBIA. No dejéis de escuchar su trabajo “A Guide to Disappear (The Art of Disappearing Completely)”.

 

Queridos todos.

No soy muy amigo de hacer balance aunque en un ejercicio de limpieza democrática y desahogo con teclas de por medio vamos a escribir un poco. No me corresponde a mí (afortunadamente) realizar un escrutinio sobre si el 2015 ha sido un año bueno o no para la música y/o/u/ae/ae otros asuntos de interés. Pero hablemos de la música en lo que a mí respecta.

2015 ha sido un año de festivales y conciertos, muchos conciertos… ¡más que nunca! Los ahorros se han visto menguados pero la buena y sana compañía y la música en directo han hecho que merezca la pena. Mencionando especialmente a Xoel López, Toundra, Nacho Vegas, Napoleón solo y Rosendo… os tengo que dejar un mero TOP10 de los mejores conciertos de este 2015 para mí, confesando que no habría sido lo mismo este año sin estos artistas en directo…

10.- Bob Dylan (Córdoba – 09/07)

Por supuesto, él está en el puñado de 5 o 6 artistas que hay que ver sí o sí porque nunca sabes cuándo dejarán de girar. No es una gran voz, no nos mostró su faceta de cantautor a una guitarra pegado (de hecho, no cogió una guitarra en todo el concierto) pero gracias a sus músicos de acompañamiento y a una selección de canciones convenientemente arregladas y trucadas para la ocasión mereció la pena.

9.- Sidonie (Granada – 18/09)

Ya los había visto en el Sonorama después de Neuman, pero el concierto en Granada fue un poco más largo (no recuerdo si una canción más), más temprano (¡anocheciendo!) y más brillante. Por supuesto, con momentos crema y bailes de viernes (era viernes, de hecho), todo terminó con su nuevo clásico: “Estáis aquí”.

8.- La Habitación Roja (Córdoba – 16/01)

Grandioso concierto en el que Mario de Barbate lo dio absolutamente todo. Pongo esta fecha por poner una, porque LHR terminó siendo el grupo que más veces vi en 2015 (ocho) y sigue siendo el grupo que más veces he visto en concierto. Si sacan otro tema como “Ayer” en su próximo disco, me da a mí que tienen para otros veinte años en los escenarios. Recuerdo especialmente también el concierto en la piscina de Alburquerque, en el que se me reconoció como el becario de Mario 😛

7.- Neuman (Aranda de Duero – 15/08)

Tengo todavía la entrada del concierto de Paco Neuman en la funda del móvil. Dice mi buen amigo Javi Columbia que es un grupo muy de estribillos y no puedo estar más de acuerdo con él. Pero reconozcamos que funcionan a las mil maravillas y en este directo sonaron como nunca. Tan tan bien, que les perdonamos el concierto del Contempopránea.

6.- Zahara (Córdoba – 06/11)

A partir de aquí la cosa se complica y hasta he pensado en poner un número 1 a estos seis que quedan… pero me voy a mojar. Zahara, qué pena que te tengas que desprender del grupazo que te ha acompañado en esta gira. Pero tú, tú sí que molas mil. Aquí en Córdoba tu concierto se me hizo muy corto pero intenso como pocos… algunos se quedaron “Con las ganas” pero no hizo falta.

2015-08-15 23.22.05

Anna, ¡cómo molas!

5.- Anna Calvi (Aranda de Duero – 15/08)

Me paro por un momento a pensar en lo grandioso que fue este año el Sonorama y sobre todo el día 15 (se me quedan fuera del ránking los Rufus T. Firefly que tocaron en la Plaza del Trigo). Anna seguramente era la artista a la que más ganas tenía de ver y no me decepcionó. Era yo casi el único chaval en primera fila (¿por qué? me sigo preguntando) y la tenía literalmente casi frente a mí. Ella, toda una virtuosa en la guitarra, nos demostró que es capaz de sonar delicada y amorosa (“Eliza”, “Suzanne & I”) como dura y rockera (qué pedazo de versión de “Wolf Like Me” se nos marcó). Después de ver a Anna Calvi tengo demasiadas ganas de volver a ver a Anna Calvi. Creo que sería una gran invitada a un Festival de la Guitarra… ahí lo dejo caer.

4.- Second (Córdoba – 30/01)

Probablemente, el mejor directo español hoy en día. Izal arrastrará a masas enfurecidas de jóvenas, pero Sean no necesita ukeleles para dominarnos a todos. En este primer concierto del año en Córdoba (el mes pasado hubo otro) no presentaron ningún tema del disco nuevo, pero dejaron claro que su repertorio no por conocido dejaba de ser exquisito. Canciones como “Más suerte”, “Muérdeme”, “Autodestructivos”, “Las Serpientes”, “2502” y por supuesto “Rincón Exquisito” sonaron demasiado bien aquella noche.

3.- Los Planetas (Sevilla – 16/10) 

Echando de menos “Toxicosmos” en este concierto y dejando de lado mis fanatismos exacerbados creo que objetivamente y con los datos encima de la mesa no podemos negar que hoy en día el grupo con mejor carrera en los últimos años en España sigue siendo Los Planetas. Muchos reniegan un poco/demasiado de ellos, diciendo que ya no son ellos porque se han rendido un poco al flamenco… Luego estos se derriten con “Ya no me asomo a la reja”. Dirán que el nuevo EP no vale un duro, pero no se pueden contener con “El duendecillo verde” y acaban diciendo que “le echaste gasolina a mi coche diesel y fui yo quien tuvo que pagar la reparación”. Que digan lo que digan, Los Planetas vendrán, cantarán, se despedirán, volverán, cantarán otra vez, se volverán a despedir y terminarán con “La Copa de Europa”. Y al final todos se irán contentos, “no sé como te atreves” a negarlo (canción que echamos de menos últimamente en sus conciertos…).

2.- Jero Romero (Aranda de Duero – 14/08)

Al cantante de los Sunday Drivers no le hace falta cantar canciones de su anterior grupo ni tener temas en inglés para asombrar en directo. En el Sonorama él y su excelente grupo (del cual Charly Bautista repitió en varios conciertos, como el de Tulsa) tocaron como si estuvieran en un escenario de 5 metros cuadrados, muy muy juntos… El apoteosis de la enrevesada letra de “Fue hoy” quedó para mí como uno de los mejores momentos de aquél concierto.

2015-08-15 20.25.19

Es una foto del Sonorama, pero bueno…

1.- Mercromina (Alburquerque – 25/07)

La vuelta de Mercromina ha sido una de las mejores cosas que nos ha pasado en este 2015. Joaquín Pascual y los suyos han pasado seguro un verano más que especial dando vueltas por toda España y dejando claro que sus grandes temas del pasado siguen muy presentes en nuestra vida, aunque hayan pasado ya 10 años de su marcha. Un comienzo de concierto con “La gran aventura” fue toda una declaración de intenciones, continuar con “Huracán” ya ni te cuento… La noche no era especialmente cálida y nos abrieron su “Libro de oro de la congelación”, sin olvidar sacar sus “Cacharros de cocina” y cantar “Evolution”. Y después Chucho y un microconcierto de los Surfin’ Bichos. Casi nada. La despedida de Mercromina ha sido una de las peores cosas que nos ha pasado en este 2015.

¿Qué le pido a este 2016? Salud y conciertos. De momento tengo el abono del Sonorama (faltaría más) y una entrada para Belako… pero vendrán seguramente muchas más. Espero que estéis conmigo para cantar, brincar… y para beber también.